Características legales del salario a destajo del trabajador rural

12/08/2019

El salario a destajo del trabajador rural es el salario medido por rendimiento típico en las actividades cíclicas o estacionales que en la Ley 26.727 de Régimen de Trabajo Agrario responden a las modalidades de trabajo temporario y permanente discontinuo (“temporada”), comenta el Dr. Julio Mirasson, especialista laboral de Arizmendi.  

La tarifa de destajo puede ser libremente pactada entre las partes.

Naturalmente se pacta en función de lo que según usos y costumbres en la actividad es un rendimiento normal. Correlativamente, esa tarifa obliga al empleador a dar el trabajo suficiente para que, según el ritmo usual, el trabajador obtenga el resultado esperado

Esa retribución no puede ser inferior en ningún caso a la remuneración mínina que para una jornada de labor y a ritmo normal de trabajo fije la Comisión Nacional de Trabajo Agrario (CNTA) para cada actividad en particular.

Esa remuneración mínima sustituye a la que por aplicación del sistema de rendimiento del trabajo pudiere corresponder cuando el trabajador, estando a disposición del empleador y por razones no imputables al primero, no alcanzare a obtener ese mínimo y aun cuando ello ocurriere a causa de fenómenos meteorológicos que impidieren la realización de las tareas en la forma prevista o habitual (Ley 26.727, Art. 34).

 

Respecto de la periodicidad de pago, el Art. 35 inc. c) de la ley antes citada, dispone que el trabajador remunerado por rendimiento del trabajo debe percibir su salario “cada semana o quincena, respecto de los trabajos concluidos en los referidos períodos”, y una suma proporcional al valor del resto del trabajo realizado, pudiéndose retener como garantía una cantidad que no podrá ser mayor a la tercera parte de aquella.

Por Dr. Julio M. Mirasson Departamento Técnico Legal Laboral Arizmendi